6 de diciembre de 2022

Uno de los manjares de excelencia suprema y que no falta en ninguna despensa del mundo es el chocolate. No en vano ya fue conocido por los griegos como “el alimento de los dioses”. Y de ello saben mucho en la Asociación Única de Productores de Cacao de Canoabo, lugar del mundo en el que se produce el cacao capaz de cumplir con todas las expectativas de los paladares más exigentes.

Canoabo es un lugar privilegiado, situado en la Región Central de Venezuela, donde encontramos la mejor materia prima para la fabricación del chocolate: el cacao. Este, no solo mantiene todas las propiedades y beneficios del mejor alimento, sino que también ha sabido encontrar la fusión perfecta entre el aroma y el sabor. No en vano los Chocolate Águila Dorada se han coronado como los mejores del mundo. Pero, ¿a qué se debe esta repentina fama?

Los beneficios del chocolate

Aunque a priori nos pueda parecer un alimento solo apto para los más golosos y a evitar por los que quieran llevar una vida saludable, es necesario conocer los enormes beneficios que aporta este manjar. Sin embargo, es necesario saber escoger aquel que ofrece las mejores garantías, ya que todo dependerá del porcentaje de cacao y la calidad del mismo.

Distintos estudios nutricionales han demostrado que el cacao es antioxidante, por lo que resulta estupendo para el corazón y el cerebro. Es también un estimulante natural, ayudando a la creación de endorfinas, lo que nos hace sentirnos más felices. Eso sí, siempre como cualquier otro alimento, debe ser tomado con cautela, junto a otros nutrientes naturales.

Los chocolates Águila Dorada y su creador: David Faraco

Uno de los creadores de AUPROCA, Asociación Única de Productores de Cacao de Canoabo, es David Faraco Heredia. Es así como quieren dar visibilidad a esta zona privilegiada, en el corazón de Latinoamérica, y donde se produce el mejor cacao. Hablamos de Canoabo, población situada en el estado de Carabobo en Venezuela. Gracias a prodigiosas condiciones meteorológicas, y al cuidado y respeto que dedican al cacao, están luchando por conseguir el certificado de calidad internacional que se merecen.

Los hermanos Faraco, tanto David como Marlon, están trabajando, desde hace más de un lustro, en conseguir el mejor chocolate del mundo. Es así cómo nació Águila Dorada a partir de la materia prima más cuidada, y también cómo han sabido encontrar el equilibrio perfecto para crear un chocolate refinado y de alta gama.

Los chocolates Águila Dorada, los mejores del mundo

Para poder llegar hasta conseguir un manjar tan exquisito, ha sido necesario llevar un proceso cuidadoso y respetuoso. Se escogen las mazorcas de mayor calidad para obtener las semillas más valiosas. Todas ellas llevan un proceso de secado natural para, después, ser tostadas y molidas y, de este modo, obtener el delicioso elixir que servirá como base a los chocolates.

A ello habremos de sumar que, además de conseguir el mejor de los chocolates, Águila Dorada también ha ayudado a impulsar la economía local de la zona. Gracias a ellos, se ha dado visibilidad a un lugar que ha encontrado una nueva forma de supervivencia, gracias a la riqueza de sus cultivos. No en vano son pioneros en agroturismo.

Gracias a utilizar una nueva técnica para la elaboración de sus chocolates han conseguido un resultado totalmente sostenible y respetuoso con el entorno, lo que le da un plus extra de calidad. Todo el proceso, desde la recolección hasta la distribución, se realiza de forma natural. Por eso, nos encontramos ante el mejor chocolate del mundo, y no solo por su inigualable sabor. ¿Te animas a probarlo?

COMPÁRTELO
epv avatar

Nos esforzamos por crear contenidos informativos de calidad. Si deseas citar o reproducir total o parcialmente este contenido te pedimos que añadas un enlace de atribución en tu sitio web.

Los comentarios no están habilitados.