Saltar al contenido

Rusos se sumergen en aguas heladas por tradición religiosa

19 enero, 2018

Centenares de miles de rusos de todas las edades desafían esta noche el frío para bañarse en las gélidas aguas de ríos y estanques con motivo de la celebración del Bautismo de Cristo, una de las festividades más importantes de la Iglesia ortodoxa.

“Siempre he querido hacerlo pero no me atrevía, luego me casé, tuve dos hijos y mi cabeza estaba en otro sitio, pero este año me bañaré sin falta”, expresó a Efe Milana Nikolaeva, una moscovita de 36 años.

No obstante, se espera que solo en Moscú y su provincia se lancen a las frías aguas alrededor de 220.000 personas. Sin embargo, solo en la capital se han habilitado un total de 59 pilas bautismales, todas ellas acomodadas con vestuarios y puestos de bebidas calientes.

Además, se espera que este año en el rito participen alrededor de 60.000 habitantes de la región. Esta cifra no dista mucho de los datos de 2017, cuando en la celebración de la Epifanía en Yakutia participaron 65.000 fieles ortodoxos.