Rondón rechaza “comportamiento deplorable” de estos actores políticos

A- A A+
mayo 07
/ 2016

El rector principal del Consejo Nacional Electoral (CNE), Luis Emilio Rondón, mostró su preocupación por comentarios ejercidos por actores políticos sobre la realización o no del Referendo Revocatorio, al tiempo que explicó que tal comportamiento “es deplorable y debe ser rechazado por el poder electoral”.

“No podemos permitir este tipo de prácticas que rechazo categóricamente”, dijo, apuntando que solicitará al directorio del organismo que se declare en sesión permanente para atender con urgencia la elaboración y aprobación de un cronograma que le otorgue certidumbre al proceso referendario.

En este sentido, indicó en un comunicado que solicitará en el seno del organismo que se tomen medidas positivas de protección para los ciudadanos que se sientan afectados o amedrentados en el libre ejercicio de sus derechos políticos, en particular los funcionarios públicos.

“Estaré vigilante para que se aplique el principio legal de celeridad que la normativa contempla en la tramitación del proceso de promoción de la solicitud presentada el día 2 de mayo por un grupo de ciudadanos”.

“Un cronograma de actividades ajustado a los tiempos establecidos en la normativa vigente, facilitaría el desenvolvimiento del proceso y garantizaría transparencia, certidumbre y tranquilidad al país”, explicó.

“El CNE debe ser garantía de celeridad, eficiencia y confiabilidad en la tramitación de cualquier solicitud presentada por los ciudadanos”, afirmó el rector principal del Consejo Nacional Electoral (CNE), Luis Emilio Rondón.

“No encuentro razón para que no se haga esta actividad durante el fin de semana tomando en consideración el principio de celeridad que deben regir los actos del Consejo Nacional Electoral”.
Dijo finalmente que el CNE informó en su momento que la norma vigente es la resolución que aparece publicada en la gaceta electoral No. 405, por lo tanto cualquier alteración, modificación o agregado que se haga en este proceso sería una arbitrariedad.

GV