Saltar al contenido

¿Por qué los delfines poseen rasgos comparables a las sociedades humanas?

14 febrero, 2018

De nombre científico Delphinidae, o delfín oceánico es un animal marino que se caracteriza por su gran inteligencia, que según expertos presentan comportamientos similares a la cultura humana gracias al tamaño de su cerebro.

animales marinos

Estudios han demostrado que entre los animales que viven en el agua los cetáceos son los más inteligentes, y es que el tamaño del cerebro comparado con la masa corporal indica que es de 4 a 5 veces mayor, lo que implica que está muy cerca de los humanos en la escala, lo quiere decir que tienen un cerebro bastante grande para el tamaño de su cuerpo.

Tanto para el delfín como para el humano la neocorteza cerebral es la parte más grande del cerebro, es allí donde se producen los procesos mayores de pensamiento. Si lo comparamos con otros animales tenemos que los perros tienen una neocorteza inferior en tamaño a la de un humano (y su olfato está más desarrollado); al igual que los tiburones, estos poseen también la parte olfativa más desplegada, lo que los convierte en excelentes depredadores.

Otros expertos aseguran que el intelecto del delfín es superior al del ser humano, aunque distinto. Mientras que nosotros somos especialistas en adaptar el medio a nuestras necesidades, los cetáceos, en cambio estarían mejor preparados para aprovechar mejor lo que le ofrece el medio en el que viven, pero sin alterarlo.

Otros datos curiosos de este animal marino

Uno de los rasgos más peculiares y llamativos de los delfines, es que pueden practicar el rito sexual por puro placer, por lo que en ocasiones esta actividad no guarda un fin reproductivo.

Así que el delfín se encuentra entre los animales que más relaciones sexuales tienen; es de conocer además, que en particular la especie no es una monógama, debido a que el macho procede a separarse de la hembra una vez que hayan copulado.

La forma de empezar el contacto es a través de roces y juegos entre los cuerpos en el agua, en el que cuando el ritual sigue uniendo sus órganos sexuales acercándose los vientres, y así la hembra puede llegar ha quedar fecunda por el macho.

Otro comportamiento similar al de los humanos es que son capaces de cuidar crías no propias, y es que en el momento del parto la madre es asistida por otro delfín que actuará como comadrona, la cual tendrá la tarea de extraer la cría del interior, mientras que el resto de los miembros nadarán en círculos para brindarle mayor seguridad a la madre.

También son conocidos como animales sociales porque viven en manada, esto les favorece tanto para tener éxito en la caza como para cuidarse de los depredadores, así las madres y los más adultos enseñan a los más pequeños a comunicarse. Los sonidos que emiten estos animales marinos no solo les sirve para comunicarse, sino también para orientarse.

Los delfines poseen un tipo de sistema complejo (que se basa en señales) que no puede más dar a pensar que estamos frente a un lenguaje legítimo. Parece demostrado que realizan preguntas y respuestas a través de estos sonidos diversos.

Estamos seguros que dentro del reino animal marino se encuentra un género muy extenso de especies. Recuerda que nuestro planeta está constituido por un 70% de agua y no es para nada extraño que la mayor parte de diversidad de la vida se encuentre en esta masiva y poderosa extensión de líquido.