¡Monstruo! Así llama a Evo Morales su expareja

A- A A+
marzo 18
/ 2016

Gabriela Zapata, ex pareja sentimental del presidente de Bolivia, Evo Morales, le pidió al gobernante no negar la existencia del hijo que ambos tuvieron en el 2007 y aseguró que el gobernante “no era el monstruo que es hoy”, según diarios locales, en contrarruta a las versiones oficiales.

“Evo Morales no puede negar la existencia del niño porque hasta el 2010 le enviaba 100 dólares de pensión a su hijo y ese dinero no alcanzaba para su manutención”, afirmó Zapata, según el tabloide El Deber de Santa Cruz, que accedió al penal donde ella está recluida desde hace un mes.

La ex pareja del gobernante, quien fungió como gerente comercial de la firma china CAMC, empresa con millonarios contratos en el país, fue entrevistada también por el diario La Razón de La Paz, tras su detención por cargos de enriquecimiento ilícito y legitimación de ganancias ilícitas.

La mujer ha puesto al gobierno boliviano de vuelta y media, luego de que a principios de mes el periodista Carlos Valverde revelase la relación sentimental de ambos y la existencia de un hijo, dos hechos guardados por el poder ejecutivo como secretos de Estado.

Zapata, de 28 años, rompió su silencio, tras conocer las declaraciones del vicepresidente Álvaro García y del fiscal General, Ramiro Guerrero, quienes señalaron en la víspera que el infante no existe y que ella fraguó certificados de nacimiento y de maternidad.

“Engañaron al presidente Evo, mintió Zapata a Evo”, señaló el vicepresidente García, mientras la ministra de Comunicación, Marianela Paco, disparó sin contemplación: “ha habido una mujer desalmada, mentirosa, que le ha mentido a nuestro presidente desde el primer momento”, pues nunca hubo tal criatura.

La relación Evo-Gabriela fue un golpe para la imagen del presidente boliviano, que por primera vez fue blanco de acusaciones de corrupción y tráfico de influencias, en vísperas del referéndum donde buscaba luz verde para presentarse a un cuarto mandato consecutivo a partir del 2020 y que finalmente perdió.

No voy a callarme

Zapata -según registra el diario El Deber- señaló: “ya no voy a callarme” y luego aseveró que “Evo Morales no era el monstruo que es hoy”.

La ex gerente de CAMC, con el diario La Razón, defendió la existencia del hijo, que ahora debe tener entre 8 y 9 años. Indicó que “incluso en una oportunidad lo he llevado (al niño) al Palacio y viera el escándalo que se ha armado”.

Su queja a los diarios fue profunda: “¿Cómo pueden maltratar a una mujer por intereses políticos? Me están dando muerte civil, no entiendo el odio del vicepresidente (Álvaro García), es como si creyeran que yo tramé todo y que fragüé todo, cuando ellos son responsables de lo que ocurre”.

El Deber le consultó a Zapata cuáles son las pruebas de su versión, a lo que ella respondió que tiene todos los documentos guardados y una escritura pública “por si le sucede algo”.

su primer pronunciamiento público desde su detención, se produjo con una carta que envió al Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, donde denunció que teme por su vida, pues es amenazada, y pidió que se pronuncien en su favor y en el de su hijo.

“Acá se trata de la vida de mi hijo, de su nombre y su existencia que está siendo cuestionada, no quiero imaginar con qué fines”, apuntó en la nota.

Dos versiones

El infante aún no ha sido mostrado, mientras el gobierno dio hasta la fecha dos versiones: una por boca del mismo Evo Morales, quien reconoció que el menor nació, pero que murió, y ahora una nueva donde el oficialismo que asegura que nunca existió.

La diputada opositora, Norma Piérola, como echándole gasolina al fuego, reveló este viernes un “acta de reconocimiento del hijo que habría realizado el presidente Morales, del hijo, supuestamente no nacido”.

“Aquí está el acta”, señaló en declaraciones a medios locales, a quienes mostró el documento. Señaló que “este reconocimiento es de junio del 2007”. En el documento aparece el nombre de Morales como padre, pero sin ninguna firma.

 

 

EC