Hallan cadáver de una maestra embarazada en Ciudad Ojeda

A- A A+
abril 11
/ 2016

Dolor e incertidumbre. Esas dos sensaciones se viven en la casa de la familia Salazar, en Ciudad Ojeda. A la maestra Fanny Salazar (27), la hallaron muerta, con signos de tortura y semienterrada, el viernes en la tarde, en un pozo petrolero entre las carreteras Y y Z, en Lagunillas.

Nestor Bracho, tío y padre de crianza de la docente, contó, ayer al diario Panorama que no han recibido información de las autoridades sobre la investigación. “No nos han dicho nada, salvo que están investigando. No sabemos quién pudo hacerle algo así, mi hija era una muchacha que no tenía problemas con nadie, un alma de Dios”, dijo, vía telefónica.

A Fanny la encontró un trabajador petrolero que se acercó al pozo en sus labores normales. El cadáver estaba semienterrado en el fango, cerca del muro de contención del Lago.

Efectivos del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) llevaron el cadáver al cementerio de Cabimas, para practicarle una necropsia allí por el avanzado estado de descomposición en que se encontraba.

“Ella tenía ocho días desaparecida”, dijo su padre. “Salió al centro de Ciudad Ojeda a comprar unas cosas para el bebé que estaba esperando. Tiene una relación estable con su pareja”, informó.

Fuentes del Cicpc informaron que no se descarta ninguna hipótesis. “Es un crimen con mucha saña. Estamos investigando”, precisaron.

PN