Esta es la hora del día en la que jamás se deben tomar decisiones

A- A A+
abril 01
/ 2016

Aunque no se desee, a diario se deben hacer elecciones: ser feliz o no, seguir con la pareja, cambiar de actitud … Sin embargo, hay una hora del día en la que jamás debes tomar una decisión.

Investigaciones han demostrado que a lo largo del transcurso de un día normal, los recursos mentales de todos sienten la carga. Conforme pasa el día, la gente cada vez se cansa más y, en consecuencia, es más propensa a desempeñarse mal.

“Hans Henrik Sievertsen, del Centro Nacional de Investigación Social de Dinamarca, Marco Piovesan, de la Universidad de Copenhague, y yo encontramos que la hora del día afecta el desempeño de los estudiantes en las escuelas”.

Utilizando datos de exámenes de niños de entre 8 y 15 años de escuelas públicas danesas de dos años escolares recientes (una muestra con más de 2 millones de puntos de datos), medimos el efecto de la hora del día y de los recesos en la escuela sobre el desempeño de los estudiantes en pruebas estandarizadas.

De forma consistente con nuestras predicciones, la fatiga cognitiva llevó a que los estudiantes tuvieran peor desempeño en las pruebas, y los recesos recargaron su energía.

Específicamente, nuestro análisis llevó a tres descubrimientos principales:

Cuanto más tarde se tomó el examen, menor fue el desempeño de los estudiantes.

Los recesos mejoraban las calificaciones significativamente.

El impacto de la hora de la prueba y de los recesos no fue homogéneo; los estudiantes de bajo desempeño resultaron más afectados por el horario o los recesos que los mejores estudiantes.

Ten en cuenta esta dinámica conforme consideres tu lista de pendientes. Aborda más temprano las tareas que requieren mucha atención y energía mental, y toma recesos durante el día.

Francesca Gino es profesora en la Escuela de Negocios de Harvard.

N24