El paquetazo lo tenía Maduro (+Detalles)

A- A A+
febrero 18
/ 2016

Después de ser acusado en reiteradas ocasiones de “correr la arruga”, Nicolás Maduro, presidente de la República, lanza un paquete de seis medidas. Una de ellas histórica y corre alrededor del mundo. Y es que la gasolina más barata del mundo, después de permanecer congelado durante 20 años, subió.

Antes de anunciar el aumento de mil 328,57 por ciento para la gasolina de 91 octanos y de seis mil 85,56 por ciento para la de 95, el primer mandatario hizo un llamado a la paz y al diálogo. Los nuevos precios empiezan mañana. Los recursos que se obtengan por los nuevos ingresos se destinarán a un fondo nacional de misiones. 30 por ciento irá para créditos, vehículos y repuestos de la misión Transporte.

Informó de una devaluación de 58,7 por ciento al unificar el dólar preferencial con el Sicad en una banda de sistema de cambio protegido. La cotización para medicinas, alimentos y producción pasó de 6,30 bolívares -que no cambiaba desde hace tres años- a 10 bolívares por dólar. La tasa puede variar de acuerdo a parámetros sociales, económicos y financieros cambiarios, según explicó el mandatario.

El Simadi se convierte en un sistema complementario flotante que “funciona de acuerdo a la economía de los componentes sociales”. Inicia en el precio en el que se encuentra, que es de 200,07 bolívares por dólar. La modificación en el sistema cambiario tiene vigencia a partir de hoy.

Refuerzo al salario

El primer aumento salarial de este año es de 20 por ciento y empezará el 1 de marzo. “Es el aumento número 32 que da la revolución”, afirmó Maduro. El cálculo del tique de alimentación pasó a ser 2,5 unidades tributarias, por lo que las empresas tendrán que pagar 13 mil 275 bolívares a sus empleados por este concepto.

Maduro también anunció la creación de un instrumento para asegurar un subsidio directo para la población más pobre. Se trata de una tarjeta de protección de los hogares de la patria asociada a Mercal, que estaría sustentada por los recursos de los ingresos extra por el aumento de la gasolina.

Todo esto en un contexto en el que a pesar de que se mantiene el control de precios, se establece un nuevo sistema de fijación de importes en base a los costos reales de producción. “La Sundde se tiene que transformar en un nuevo poder”, dijo el mandatario tras garantizar los precios justos.

Megacorporación alimentaria

Convencido de que “no es la empresa privada, sino la misión Alimentación”, la solución al desabastecimiento, reestructura el programa creando una megacorporación que agrupa PDVAL, Mercal y CVAL. Elimina la cadena de grandes supermercados pertenecientes a la red pública señalando que: “Bicentenario se pudrió”. Las nuevas acciones se acentuarán en Mercal y PDVAL.

Otro cambio se dio en el plan de distribución tributaria. Inspirado en el mecanismo de Ecuador, deciden apegarse a un nuevo sistema electrónico. El objetivo es enfrentar la evasión de impuestos y el fraude fiscal, afirmó el Presidente.

“Está vigente el decreto que me faculta a protegerlos de esta guerra económica”, dijo apoyándose en el documento legal, rodeado de los vicepresidentes que conforman su gabinete, gobernadores, diputados y ministros simpatizantes. Mantuvo su tesis y solicitó su máximo apoyo para desmontar el sistema de la guerra económica. Prometió que todas las medidas se llevarán a cabo sin importar la caída de la entrada de divisas al país: “Todo se va a hacer con petróleo o sin petróleo”.

LV