¡A cuidarse! El VIH pudiera estar fuera de control en Venezuela

A- A A+
febrero 23
/ 2016

El hecho de que no existan estudios epidemiológicos oficiales que permitan a todo el país conocer la realidad acerca del Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH) en Venezuela, hace suponer que la epidemia se encuentra fuera de control pues no hay manera saber cuál es la verdadera situación ni de establecer estrategias dirigidas con eficacia hacia las poblaciones clave.

Jhonatan Rodríguez, presidente de la Organización StopVIH, lamentó que en el país no se publiquen estadísticas relacionadas con la epidemia que permitan conocer realmente cuántas personas han contraído el VIH y que como consecuencia no exista un plan de vigilancia epidemiológica para el virus, pues una cosa es la atención a través del Programa de entrega gratuita de antirretrovirales, que a duras penas se cumple entre interrupciones y comprometedoras fallas, y otra es la aplicación del plan estratégico nacional en la prevención, control y seguimiento, que de aplicarse se reduciría el impacto del VIH.

“El Ministerio para la Salud diseñó un Plan Estratégico Nacional para responder a la epidemia de VIH, también hizo un Plan Nacional de Prevención del VIH; y, por otra parte el Ejecutivo Nacional promulgó la ley de promoción y protección del derecho a la igualdad de las personas con VIH y sus familiares; todo eso representa un avance y hay que reconocerlo, pero ese avance se quedó en textos, en letras, en archivos PDF porque ni los imprimieron ni los dieron a conocer a todo el país”, aseguró Rodríguez.

Destacó que uno de los hechos que demuestran la falta de voluntad y de importancia que el Gobierno viene dando al tema del VIH y sida, es mantener por tanto tiempo la escasez de medicinas y reactivos tanto para la detección primaria del VIH como para el control de la infección en las personas que han contraído el virus, tales como pruebas de carga viral y conteo linfocitario de CD4/CD8, “si no hay posibilidad de hacer pruebas de diagnóstico de la infección por VIH ni posteriormente de control de la infección, qué estamos haciendo entonces, si los tratamientos antirretrovirales son individualizados a razón de las exigencias de la salud de cada persona, al final estamos perdiendo recursos y lo más grave, vidas”.

Es alarmante e inadmisible que la mortalidad por complicaciones asociadas al sida en Venezuela este aumentando desproporcionadamente desde el año 1999 y no se conocen las causas de dicho incremento, concluyó Rodríguez, afirmando en todo caso que las personas que viven con VIH desarrollan una gran fortaleza y esperanza, por lo que aspiran que sin demora las autoridades de salud escuchen sus súplicas, salve sus vidas y ayude a prevenir el registro de nuevas infecciones.

TC