Corto y Picante: “¡Tibi, que mal te veo!” ; Por José Luis Farías

A- A A+
mayo 05
/ 2016

En vez de acudir a la opinión pública para llamar a la paz y al entendimiento, ofrecer las garantías que todo el mundo espera del organismo comicial, la señora Tibisay ha convocado a una rueda de prensa para hacer todo lo contrario.

La presidente del CNE ha salido al ruedo en plan acusador, de amenazas, como si fuera un actor político, sin esconder sus coincidencias con el discurso del Pranato que desgobierna lo que queda de nación. Lejos de transmitir confianza explicando el procedimiento para validar las firmas entregadas por la MUD para solicitar la activación del referéndum revocatorio, doña Tibi pone el acento en la denuncia de una presunta campaña de agresión en su contra. Interpretada como una campaña contra la democracia y la estabilidad del país. Cualquier parecido con el discurso de Maduro es pura coincidencia.

Con rostro duro y tono intimidatorio, misia Lucena amenaza con reservarse “las acciones penales y legales” contra los responsables de toda esa “campaña”, advierte que sabrá defenderse y hacerse respetar por esos agresores. Para ella la acción de protesta de los diputados de Primero Justicia, al encadenarse a la baranda de las escaleras internas del CNE exigiendo la entrega de las planillas para solicitar la activación del revocatorio, fue una agresión contra su persona. Igual que las denuncias en las redes sociales que tanto la perturban. Vaya manera tan singular de sentirse agredida por alguien que se está inmovilizando o por unos tweets exigiendo justicia y celeridad al CNE. Cantinflas no lo hubiera explicado mejor ni tan divertido como doña Tibisay.

Por supuesto, nada dijo sobre los atropellos de la GNB contra los diputados. Tampoco sobre los periodistas que resultaron severamente lesionados por la acción de esos esbirros. Y cuando los reporteros se lo preguntaron titubeó y comenzó a dar vueltas para echarse. Menos voluntad tuvo para referirse a la manera en que esos “defensores de la patria” llamados “Colectivos” destrozaron el vehículo en cual llegó Chúo Torrealba al CNE para recordarle sus responsabilidades.

Muy malas las señales enviadas por la señora. Que mal te veo, Tibi.