¡Cara dura! Esto es lo que pide la venezolana acusada de fraude en Miami

A- A A+
abril 11
/ 2016

Una venezolana acusada de fraude migratorio ha pedido al juez que preside el caso retrasar el juicio hasta mayo para que su abogado pueda tener más tiempo para examinar la “voluminosa” evidencia que le ha entregado la fiscalía, según documentos judiciales.

“El material es voluminoso e incluye 12 CDs y más de 5,000 páginas”, según escribió en una moción el abogado de Silva, Marc David Seitles, que se la envió al juez Darrin Gayles la semana pasada.

Es la demora más reciente en un caso que comenzó en noviembre cuando agentes federales detuvieron a Silva, mientras presuntamente trataba de huir a Caracas para evitar ser enjuiciada por presunto fraude de inmigración.

El juez Gayles acordó en marzo reprogramar el caso hasta abril para dar a Silva más tiempo para discutir sus opciones con su nuevo abogado, después de que despidió a su representante anterior.

Silva, de 64 años, en un principio aceptó cambiar su declaración a culpable, pero luego cambió de opinión y dijo que quería un nuevo abogado.

Silva ha estado detenida desde que agentes federales el 2 de noviembre la detuvieron poco tiempo antes de que intentara abordar un vuelo de American Airlines a Caracas, donde tenía la intención de ocultarse después de que un gran jurado en Miami la acusara de conspiración para “alentar a extranjeros” a residir ilegalmente en Estados Unidos a través de solicitudes fraudulentas de beneficios de inmigración, de acuerdo con documentos de la corte.

El caso atrajo la atención de los medios porque Silva era ampliamente conocida en la comunidad de exiliados venezolanos en el sur de la Florida.

Antes de ser detenida, Silva encabezaba un grupo de oposición al gobierno de Venezuela llamado Todos por Venezuela, y asistía con frecuencia a manifestaciones aquí, y en Nueva York, en reclamo de democracia en la nación sudamericana.

Silva también era conocida como alguien que se ofrecía a ayudar a venezolanos sin papeles a buscar asilo o residencia.

La acusación formal en el caso dice que entre julio del 2005 y diciembre del 2014, Silva preparó varias solicitudes de inmigración presuntamente fraudulentas.

Silva fue detenida inicialmente en Nueva York, pero el tribunal federal ahí la liberó bajo fianza y le permitió viajar a Miami con la condición de presentarse ante la corte aquí para ser procesada.

En lugar de seguir las instrucciones del tribunal, Silva se quitó el brazalete electrónico que llevaba puesto en el tobillo, lo echó a una maceta fuera del hotel donde se quedó al llegar a Miami y fue al mostrador de una línea aérea donde compró un boleto para Venezuela, según muestran los registros de la corte.

El juez Gayles desechó la petición original de culpabilidad y reprogramó el caso para juicio en abril.

Pero en la moción más reciente presentada la semana pasada, el nuevo abogado de Silva dice que necesita al menos hasta el 18 de mayo para prepararse para el juicio.

Aunque no había en el expediente de la corte ninguna orden del juez Gayles autorizando una nueva demora del caso, la moción del abogado señalaba que la fiscalía no se oponía a la solicitud.

Por ahora, el juicio sigue programado para comenzar el lunes.

 

 

ENH