Ataque del Estado Islámico deja 12 muertos en planta de gas iraquí

A- A A+
mayo 15
/ 2016

El grupo Estado Islámico lanzó el domingo un ataque coordinado sobre una planta de gas natural en el norte de la capital de Iraq, Bagdad, que causó al menos 12 muertos, según funcionarios del país.

El asalto comenzó al amanecer con la explosión de un coche bomba en el principal acceso a la planta de la localidad de Taji, a unos 20 kilómetros (12 millas) al norte de Bagdad. Después, varios suicidas e insurgentes entraron en las instalaciones y se enfrentaron a las fuerzas de seguridad, explicó un responsable agregando que 25 soldados resultaron heridos.

Una fuente sanitaria confirmó la cifra de víctimas. Ambos responsables hablaron bajo condición de anonimato porque no estaban autorizados a difundir la información.

La agencia de noticias vinculada a la milicia radical, Aamaq, reportó que un grupo de “soldados del califato” era responsable por el ataque.

Los bomberos lograron controlar y extinguir el incendio provocado por las explosiones, explicó el viceministro de Petróleo, Hamid Younis, en un comunicado. Técnicos examinan los daños, agregó.

Estado Islámico sigue controlando importantes zonas del norte y el oeste de Iraq, entre ellas la segunda ciudad del país, Mosul. El grupo declaró un califato islámico en los territorios que controla en Iraq y Siria.

El grupo incrementó recientemente sus ataques lejos de las líneas del frente, en una campaña que según funcionarios iraquíes es un intento por distraer la atención de las últimas derrotas sufridas.

Desde el miércoles, más de 100 personas han perdido la vida en una serie de atentados en Bagdad y otros puntos del país.

 

 

EC