Así será el fin del mundo según la NASA

A- A A+
marzo 09
/ 2016

Capturada por el telescopio Hubble de la Agencia Espacial Europea (ESA, por sus siglas en inglés), la recién publicada imagen muestra una estrella moribunda que tiene relativamente la misma masa que el Sol. Según los expertos, esta imagen muestra la apariencia que tendrá el Sol en 5.000 millones de años.

Se trata de Kohoutek 4-55 –toma su nombre de su descubridor, el astrónomo checo Lubos Kohoutec–. La estrella se encuentra a 4.600 años luz de la Tierra, en dirección a la constelación de Cygnus (Cisne).

“Los remolinos de gas nos ofrecen una visión del futuro lejano de nuestro Sol. En 5.000 millones de años nuestra estrella estará muriendo”, señala la página oficial de la ESA. “Se cree que el Sol se comportará de la misma manera que vemos aquí, perdiendo sus capas exteriores para revelar un núcleo que arde, el cual luego se convertirá en una brasa que se enfriará lentamente, la conocida como ‘enana blanca'”.

“Para entonces, ya no habrá Tierra, que arderá tras la muerte del Sol, pero la belleza de la muerte de nuestra estrella brillará por todo el Universo”, informa la agencia.

La imagen es una composición de tres instantáneas, cada una tomada en una longitud de onda específica para aislar la luz proveniente de diferentes átomos de gas. Las diferentes longitudes de onda han sido codificadas por color para facilitar el reconocimiento: el rojo representa el nitrógeno, el verde el hidrógeno y el azul, el oxígeno.

A medida que una estrella envejece, las reacciones nucleares que mantienen el brillo comienzan a fallar. Esta generación de energía hace que las estrellas brillen de forma irregular. Mientras la estrella pierde gases exteriores se va revelando un núcleo de temperaturas muy altas al tiempo que se generan enormes cantidades de luz ultravioleta.

ART