Así fue la matanza ordenada por prames en un Open

A- A A+
mayo 03
/ 2016

Un open no dejó en alto el nombre del barrio El Modelo. Una fiesta con venta de cervezas, sin control policial y libre entrada cerró con un tiroteo. Al oficial Isaac Júnior Hoyer Pedraza (32), conocido como “Caco”; Jorge Luis Galbán (36), José Wílmer González González (37) y Antoni León (24) les dispararon en la cabeza hasta matarlos. Otros tres invitados sobrevivieron.

La música se encendió en la casa 74C-299 de la avenida 109 con calle 79D. Los interesados abarrotaron la esquina. Ayer, pasadas las 12.00 de la medianoche, cuatro maleantes llegaron y balearon a los presentes. Iban por José Wílmer, se le acercaron y dispararon en reiteradas ocasiones. Estaba con su esposa y un amigo.

Seguidamente, los desconocidos atacaron al policía y Jorge Luis, a ambos les dispararon en la cabeza. Al salir de la casa se toparon con Antoni y también lo hirieron.

La algarabía se apoderó de la calle y de los vecinos en sus casas. Diagonal al open, en una casa azul, hay rastros de sangre. Los vecinos comentaron que los invitados y algunos sobrevivientes se refugiaron ahí.

A Miguel Díaz Martínez, Eduardo David Solera González y Kelvin Jesús Ferrer Fernández les llegaron los disparos, entre vecinos los trasladaron hasta un hospital. “Uno de ellos está grave”, contó un oficial.

Silencio

La avenida amaneció en silencio y con motos de la Policía regional estacionadas en la barriada. En la casa donde organizaron la fiesta había botellas rotas, tres charcos de sangre y una laguna de agua estancada teñida de rojo. Quedaron agujeros de bala en las pérgolas, los portones y paredes. El encargado de la vivienda, que está sin habitar, programó el open para celebrar el Día del Trabajador.

A 11 casas, estaba Johny Galbán, hermano de Jorge Luis, y explicó que este era el menor de ocho hermanos, tenía dos hijos y vivía en el barrio 12 de Marzo, trabajaba como tatuador y desconocía los detalles del hecho.

Al final de la cuadra, a unas 30 casas de los Galbán, estaba Jesús Enrique Hoyer, padre del funcionario asesinado. Contó que “Caco” le dijo a las 8.00 de la noche del domingo que iría a una fiesta a dos casas. En la madrugada, le avisaron que lo habían tiroteado. Cuando llegó lo vio muerto.

En la morgue, Mervin Acosta, tío de Antoni León, explicó que vivía en la avenida 108B del barrio 12 de Marzo y se desempeñaba como vigilante en calles y que era muy “echador de broma”; de José González González se conoció que residía en el barrio Los Planazos, todos cercanos a la barriada donde se desarrollaba el open.

Investigación

Se indaga la participación del funcionario en actos irregulares a su trabajo. La matanza la ordenaron prames del recién desalojado Centro de Arrestos y Detenciones Preventivas El Marite, que está a pocas cuadras del lugar.

La Policía científica maneja el caso como un riña que terminó con disparos, cuatro muertos y tres heridos. Mientras que otra línea de investigación señala que “el policía habría hecho algo indebido” en contra de uno de los “líderes negativos del recinto penal y se la cobraron”.

LV