Asesinan a dos sobrinos de una detenida por masacre de Tumeremo

A- A A+
marzo 29
/ 2016

El crimen ocurrió en la propiedad de un hijo de Rosa Zoraida Gil Salazar, detenida en el Internado Judicial de Monagas, conocida como la cárcel La Pica, publica Correo del Caroní.

25 días han pasado desde lo sucedido en el sector Los Peregrinos, vía que conduce a la mina Atenas, en Tumeremo, municipio Sifontes. El suceso que cobró la vida de 17 personas, asesinadas tras ser heridos por arma de fuego.

Los habitantes de Tumeremo siguen sin tener paz; el Jueves Santos, fueron asesinados dos jóvenes en una vivienda que se cree pertenece a un hijo de Rosa Zoraida Gil Salazar, detenida por estar presuntamente implicada en la masacre.

La mujer de 56 años fue acusada de complicidad necesaria en el delito de homicidio calificado por motivos fútiles e innobles, de legitimación de capitales y asociación para delinquir, tras la masacre ocurrida el 4 de marzo.

Según lo que reseñaron los vecinos a funcionarios de la Policía del Estado Bolívar (PEB), adscritos al Centro de Coordinación Policial (CCP) Sifontes, la vivienda es del hijo de Gil y era cuidada por los tres jóvenes.

No eran de Tumeremo

Estos tenían pocos días en Anaco. Iban a resguardar la vivienda. Testigos señalan que aproximadamente a las 3:00 de la mañana del jueves, varios sujetos llegaron en unas motos a la casa. Entraron y le dispararon a Luis Alberto Romero Malavé, de 15 años; a Brayan Correa Villamizar, de 20 y otro joven de identidad desconocida.

Los vecinos oyeron las detonaciones y tras irse los sujetos; estos entraron en la casa a socorrer a los heridos. El adolescente de 15 años y el joven de 20 fallecieron en el sitio. Mientras que el otro fue llevado hasta el Centro Diagnóstico Integral (CDI) donde fue estabilizado y luego trasladado al Hospital Dr. Raúl Leoni, en San Félix.

Según versiones policiales Romero Malavé y Corre Villamizar son sobrinos de Rosa Zoraida.

No es el primer tiroteo

Habitantes de Tumeremo le expresaron al equipo reporteril del Correo del Caroní; que el fin de semana antes de Semana Santa, se registró una balacera en una fiesta infantil. Presuntamente los sujetos llegaron al lugar buscando al parecer a un hombre que guardaba relación con el Topo, en el incidente nadie resultó herido.

CDO