¡Ahora sí! Guyana negocia venta de arroz a Belice tras fin de acuerdo con Venezuela

A- A A+
enero 14
/ 2016

El Gobierno de Guyana inició negociaciones con Belice para exportar arroz a ese país centroamericano, meses después de que su principal comprador, Venezuela, cesara el acuerdo comercial que mantenían ambos países.

Un portavoz del Ministerio de Agricultura de Guyana detalló hoy a Efe que el ministro Noel Holder se reunió el miércoles con el viceprimer ministro de Belice, Gaspar Vega, para avanzar en las negociaciones al respecto.

En Belice los actuales niveles de producción nacional de arroz están bajo el promedio de las 10.000 toneladas anuales que se alcanzaban en años anteriores y que cubrían exactamente la demanda de consumo interno, por lo que ese país se ve obligado a importar.

Ello explica que durante la reunión Vega expresara su interés en importar arroz de Guyana, según detalló el citado portavoz, que confirmó que entre los productores locales existe el temor de que el producto de Guyana los expulse del mercado por ser más barato.

La idea de un acuerdo bilateral entre ambas naciones surge poco después de que la Corte Suprema de Belice prohibiera que un cargamento de arroz guyanés llegara al mercado local porque el importador no contaba con el permiso de la Autoridad de Salud y Agricultura de Belice, según ha publicado la prensa local.

El cese de compra de arroz por parte de Venezuela, que en 2014 llegó a adquirir el 30% de las exportaciones guyanesas, se produjo un año después, cuando se intensificó la controversia fronteriza por la zona del Esequibo, un área de 160.000 kilómetros cuadrados que significa dos terceras partes de Guyana y que es muy rica en recursos naturales.

En respuesta, el Gobierno de Guyana ha buscado reemplazar a Venezuela con un acercamiento similar al Ejecutivo de México, con el que ha emprendido negociaciones para que ese país aumente considerablemente sus importaciones de arroz guyanés.

En diciembre pasado, el primer ministro de Guyana, Moses Nagamootoo, reconoció que es poco probable que México pague más que Venezuela, que compraba por encima de los precios del mercado.

EE